Lunes, 20 de abril de 2009
Anoche vi de nuevo amanecer. Nunca me he sentido cómoda con ese "romper el cielo" y abrirse el sol como si fuera un parto doloroso. Siento escalofríos, desde pequeña. Al ir al trabajo, al regresar de una juerga, me resultaba igualmente ese momento desgarrador. Al contrario que el atardecer, que causa una tranquilidad y una calma ahora buscada.


Me acosté y desperté a las once al notar que pegaba una patada a Manola (mi gatita, que tiene la mala costumbre de subirse a mis pies cuando mi madre la deja fuera de su "dormitorio"), luchando para deshacerme de las sábanas como si de ataduras se trataran.
Un sueño, un extraño y apasionante sueño me había despertado. Las pesadillas rutinarias habían ya pasado y este era un sueño maravilloso y del que no hubiera querido desprenderme.
De repente estaba ante un gran mural. Todo él era una pintura atrayente, formada por cuerpos superpuestos; cuerpos desnudos de un mismo hombre. Su cara no se mostraba, no había precisión en su estructura corporal, era un hombre tal vez de piel clara, tal vez su pelo era rizado y rubio ... tal vez. Me acercaba sin moverme como si quisiera descubrir el gran secreto que guardaba esa pintura que se movía en sus trazos. Sí, esos cuerpos, ese cuerpo repetido quería unirse en uno solo, al mismo tiempo que yo casi notaba el olor de la pintura. Sus brazos se alargaban con cierto esfuerzo, sus manos se abrían. Y yo estaba tan próxima que tenía aquellos brazos jóvenes a punto de ampararme. Y yo estaba también con mis brazos y manos abiertos para dejarme llevar dentro del hueco apacible que parecía formar ese ya único cuerpo.
Pero desperté cuando ya sentía el calor de sus brazos, de ahí mi lucha por desasir mis sábanas. Y el maullido de protesta de Manola me tornó a la luz del día ya comenzado.
Presiento que es algo más que un sueño. Era un cuerpo repetido, pero sólo un hombre, un único ser. Su figura, sus rasgos eran desconocidos, pero en una esquina de aquel mural, de aquella pintura, según me iba aproximando había una firma. Una firma de un nombre, un seudónimo, un apodo, una palabra elegida por él para identificarse; un nombre anhelado. Un nombre que vuelve a estar cerca de mí.


Publicado por Sina_Garcia @ 4:09
Comentarios (7)  | Enviar
Comentarios
Publicado por Invitado
Martes, 21 de abril de 2009 | 23:33
Qu? maravillosa descripci?n, Sina. El sue?o, la gata que te trae a la realidad, aunque no tanto, el amanecer... Y esa imagen tan fuerte de ese hombre que tienes dentro, imagen que a m? me reafirma en una idea: el ?rbol del amor hunde todas sus ra?ces en uno mismo, del propio cuerpo se alimenta, y all? est? dormido a veces, siempre dispuesto a renacer...
Publicado por Sina_Garcia
Mi?rcoles, 22 de abril de 2009 | 21:22
Gracias por lo dicho, invitado.
Siento que has captado lo que a veces me cuesta hacerlo a m?.
Y ... tus palabras son tan hermosas, tan llenas, que hasta me hacen reconsiderar mis constantes dudas ... reconsiderar, ?tan abstracto todav?a!.
Algo que tambi?n te agradezco, y mucho.
Publicado por Invitado
Mi?rcoles, 22 de abril de 2009 | 21:44
De nada, Sina. Estoy muy seguro de lo que te dije, as? que no est? escrito con la pretensi?n de que quede hermoso. S?lo espero que me creas.
Ahora voy a leer tu pr?xima entrada...
Publicado por peixes
Martes, 28 de abril de 2009 | 21:57
Ese hombre quiz?s sea tu verdadero amor... sigue so?ando con fuerza... lo sue?os muchas veces se realizan...
Publicado por Sina_Garcia
Viernes, 01 de mayo de 2009 | 0:48
?Oh, amiga, so?ar!.
Ya que me es dif?cil so?ar durmiendo, me gustar?a poder seguir so?ando despierta, que es una actividad que realizaba y a?oro.
"Los que sue?an de d?a tienen conocimientos de muchas
cosas que a los que sue?an de noche se les escapa". Edgar Allan Poe.
"...?Qu? es la vida? Un frenes?.
?Qu? es la vida? Una ilusi?n;
una sombra, una ficci?n,
y el mayor bien es peque?o;
que toda la vida es sue?o,
y los sue?os, sue?os son". Pedro Calder?n de la Barca.
Un beso, Peixes
Publicado por peixes
Domingo, 03 de mayo de 2009 | 1:24
No conoc?a la cita de Poe, aunque lo he le?do mucho...
"La vida es sue?o".... me aprend? el mon?lgo de Segismundo de tanto y tanto leerlo... muchas veces dudo cu?l es la realidad y cu?l es mi sue?o... por eso nunca dejo de so?ar...!!
Tampoco dejes de hacerlo.. es f?cil y mucho m?s placenter que la realidad...
Publicado por Sina_Garcia
Domingo, 03 de mayo de 2009 | 2:22
"La vida es sue?o" es una obra que mi padre sol?a leernos con bastante frecuencia, le gustaba mucho.

No Peixes, no dejar? de hacerlo, creo que no deber?a de haber dejado de hacerlo nunca. De hecho tengo un art?culo que habla de ello ... ha sido algo irrelevante lo que me ha hecho recordar lo que siempre pens? que har?a: so?ar y vivir so?ando.
Otro beso, ?por que t? lo vales, chati!, y por tus palabras, que siempre me reconfortan.